Arranca la obra del primer gasoducto marino en México

Con una extensión de 800 kilómetros, la obra de infraestructura correrá sobre el lecho marino del Golfo de México.

Esta publicación fue realizada por www.obrasweb.com el 22 de mayo del 2017 en su sección “Construcción”

 

La empresa TransCanada dio el banderazo oficial el viernes a la construcción del gasoducto marino Texas-Tuxpan, el cual transportará 2,600 millones de pies cúbicos diarios de gas natural, lo que representa casi 40% de la demanda nacional en 2016.

Este gasoducto, que tendrá 800 kilómetros de longitud y 42 pulgadas de diámetro, es el primero de este tipo en México y estaría en operación en 2018, de acuerdo a la licitación de la obra que se realizó a mediados de junio de 2016.

La obra correrá a través del Golfo de México y conectará el sur de Texas con Tamaulipas y finalizará en Tuxpan, Veracruz.

A nivel regional, podrá satisfacer los requerimientos de gas natural de las centrales generadoras de electricidad de ambas entidades mexicanas, de acuerdo con el secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, presente en la ceremonia de banderazo.

El funcionario explicó que esta obra de ingeniería utilizará innovadores métodos para tender la tubería sobre el lecho marino y asegurar de que ésta tenga protección mecánica y anticorrosiva.

“La construcción de ductos marinos es más rápida que la de los terrestres; no requieren derechos de vía y al estar en las profundidades del agua, se evitan accidentes que pudieran provocar posibles fugas”, agregó.

Coldwell, dijo además que esta infraestructura liberará capacidad del sistema actual ya que será de acceso abierto, donde empresas públicas y privadas participarán para reservar volúmenes a través de temporadas abiertas.

Aseguró que el gas natural transportado desde Texas tiene los precios más competitivos disponibles el mundo, por lo que el suministro de este combustible contribuirá a disminuir los costos de generación de energía eléctrica de la Comisión Federal de Electricidad, en beneficio de la economía familiar y de la competitividad de la industria mexicana.

El proyecto fue ganado en licitación por Infraestructura Marina del Golfo, una empresa conjunta de TransCanada y la mexicana IEnova por 2,164 milloens de dólares para construir y operar el tramo sur del gasoducto. El contrato es por 25 años.

Este gasoducto se interconectará con los gasoductos Nueces-Brownsville y al Tuxpan-Tula, cuya licitación también fue conseguida por TransCanada a través de su filial Transportadora de Gas Natural de la Huasteca.

Al evento de banderazo también acuedieron el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca; el gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes; y el presidente de TransCanada México, Robert Jones, entre otros funcionarios y ejecutivos.